¿Ir a una clase de yoga es imposible desde que eres mamá? ¡pues lleva a tu bebé!

Yoga madre e hijo
Yoga con tu hijo: una dicha.

¿Cómo es mi casa desde que soy mamá? un despelote total. He entendido perfectamente ese concepto científico de la entropía, esa  teoría que dice que los sistemas tienden a buscar su estado más estable que tiende a ser el más caótico. Palabras más palabras menos: todo tiende al desorden… Pues así es  mi casa, un desorden feliz. Sigue leyendo

3 movimientos para piernas cansadas

Yoga para piernas cansadas
Piernas estiradas descansando en el muro

Estas posturas  de yoga son buenísimas para activar la circulación de las piernas, ideales después de un día en el que se ha estado sentado mucho tiempo, después de un largo viaje en la misma posición o después de estar de pie demasiado tiempo. Son muy fáciles de hacer y dan un alivio inmediato a las piernas. Sigue leyendo

3 posturas de yoga para aliviar los cólicos menstruales

Postura del ángulo sentado
Inclinación hacia adelante con piernas abiertas

Durante la menstruación muchas mujeres sufren de cólicos y dolores relacionados con esta fase del ciclo.Yo personalmente durante esos días prefiero hacer prácticas físicas suaves que me ayuden a relajar y me den energía pero de una manera tranquila. Sigue leyendo

6 posturas de yoga para fortalecer el abdomen

Tonificando con la plancha lateral
Plancha lateral para fortalecer abdomen

Partamos de la base de que las mamás, después del parto tenemos dificultad para tonificar esta parte del cuerpo. Pero incluso mucho tiempo después, cuando los niños ya están más grandes y aunque hayamos recuperado fuerza en otras partes, esta zona a veces sigue flácida. Sigue leyendo

8 posturas de yoga para aliviar el dolor de espalda

Yoga restaurativo child pose
Balasana o postura del niño

El dolor de espalada es muy común por el estilo de vida de los tiempos que corren: sedentarismo frente a un computador, demasiadas horas de pie o las tensiones de la vida diaria que se reflejan muchas veces en malestar y dolores de espalda. Estas son 8 posturas para hacer fácilmente en la casa que aliviarán la tensión y nos harán sentir con una espalda más relajada. La idea es sostenerlas por el tiempo que podamos con una respiración profunda. Sigue leyendo

3 posturas de yoga para hacer con los más pequeños

Un poco de yoga con mi hija

Para sentir los beneficios del yoga basta poco: practicar. Y ese practicar no necesariamente quiere decir más de una hora al día. Claro, si tenemos el tiempo de hacer más muy bien, pero  10  minutos pueden marcar la diferencia en nuestro día. Muchas mamás, alumnas mías, me dicen que no tienen tiempo en la casa, yo misma siento que tampoco lo tengo. Una solución es incorporar a a los niños en la práctica.  Obviamente no será una clase larga ni  de alineación perfecta, pero es un momento de juego y de compartir. Estas tres posturas se pueden hacer con los niños pequeños perfectamente: Sigue leyendo

¿Cómo es una clase de yoga para niños?

La mayoría de mis clases son para adultos, algunos de estos adultos son papás. Muchos de estos  papás y mamás que hacen  yoga y sienten sus beneficios quisieran introducir a sus hijos en esta técnica y la pregunta recurrente es: ¿cómo es una clase de yoga para niños? Sigue leyendo

Mamás ocupadas: 5 consejos para sacarle tiempo al ejercicio

Antes de quedar embarazada yo no sólo enseñaba yoga y pilates, sino que además y no contenta con dar mis clases, me encantaba hacer otras rutinas de ejercicio por las noches. Sigue leyendo

5 ventajas de hacer yoga durante el embarazo

Yoga prenatal
Foto por Carola Montoya

Aquí estoy yo, con mi barriga de 8 meses en la postura del triángulo. El Yoga fue una práctica que me acompañó, me alivió y me fortaleció durante todo mi embarazo.  Yo sé que entre la barriga más crece a veces lo único que nos provoca es dormir, comernos un mango biche a las 3 de la mañana , darle rienda suelta a todo nuestros antojos y a veces no estamos tan dispuestas a incorporar  la actividad física dentro de la rutina. El cuerpo cambia, la mente cambia, las hormonas hacen de las suyas. Pero sacar un tiempo para  hacer yoga en medio del trabajo, otros hijos, compromisos, etc, vale mucho la pena.  Sigue leyendo